Valora este artículo
(0 votos)

Con la misma claridad con que se ha dicho no al fracasado golpe en Turquía, es urgente oponerse al contragolpe autoritario que Erdogan ha puesto en marcha desde el poder ejecutivo, desmantelando el poder judicial y represaliando a miles de civiles por un golpe que fue militar.

Que Erdogan haya escogido la Educación como territorio de purga (se ve que considera las ideas un arma peligrosa) revela sus intenciones de aumentar el adoctrinamiento. Y la posibilidad de instaurar la pena de muerte avisa de su autoritarismo e hipocresía: a ningún golpista se le va a poder aplicar esa pena, por un delito anterior a la posible ley que la reintroduzca, sin violar definitivamente el Estado de derecho. La pena de muerte servirá en realidad de instrumento a futuras represiones a disidentes. La deriva autoritaria del islamismo político turco es un nuevo factor de desestabilización en la zona, tras la convulsión generada por el golpe.

*Link a la noticia de la purga de educadores:http://www.eldiario.es/internacional/Turquia-suspende-funcionarios-Ministerio-Educacion_0_538946790.html

**Link a la noticia sobre la posible reimplantación de la pena de muerte:http://www.eldiario.es/theguardian/Erdogan-sigue-descartar-muerte-cabecillas_0_538946358.html

 

Valora este artículo
(0 votos)

Se cumplen 80 años del golpe militar que desató la guerra civil y condujo a la dictadura nacional-católica de Franco. Guerra y dictadura surgidas en una Europa que se hundía en la pesadilla del nazismo. Hitler y Mussolini contribuyeron al triunfo de los golpistas españoles. Y el franquismo fue hermano ideológico del proyecto nazi-fascista, cuyos métodos genocidas imitó como atestiguan las casi 2.000 fosas comunes que siguen ocultas bajo suelo español.

Al boicotear la reparación a las víctimas del franquismo, el PP muestra que está más preocupado por encubrir a los autores de aquellas atrocidades que por reparar sus desmanes. Nada raro, si se tiene en cuenta que el PP fue fundado por siete ex ministros de Franco. La derecha en Francia o en Inglaterra viene de la lucha antifascista. La española, de un régimen aliado de los nazis. En esa anomalía democrática reside gran parte del problema político que España tiene hoy.

Valora este artículo
(1 Voto)

El informe Chilcot que acaba de hacerse público en Reino Unido prueba que Blair, Bush y Aznar decidieron premeditadamente declarar una guerra a Irak sin agotar las vías pacíficas y mintiendo descaradamente a la opinión pública. Esa declaración de guerra fue un acto criminal que ha costado la vida a cientos de miles de personas, ha destruido un país, desatado la mayor ola de terrorismo fanático de la Historia y expandido la violencia, la guerra y la inseguridad por Oriente Próximo y el norte de África.

Quienes lo perpetraron gozan de buenos ingresos y de los privilegios de su condición de exmandatarios y todavía se atreven a sentar cátedra y a discutir del asunto como si fuera cuestión de opinión. No es así, se trata de un delito. De poco ha de servir saber hoy la verdad si los tres delincuentes no pagan política, económica y judicialmente por su crimen. Esa es la única forma de evitar que otros repitan su fechoría en el futuro.

*Link a la noticia sobre el informe Chilcot: http://www.eldiario.es/theguardian/invasion-Irak-desvela-informe-Chilcot_0_534396996.html